Noticias de las redes sociales

recent

Donald Trump – Su campaña en Twitter es un fracaso



 
Fuente: adweek.com


Donald Trump no va a ser el próximo presidente de los Estados Unidos.  Si esta declaración te sorprende, es posible que quieras leer un poco más online.  El multimillonario, magnate y estrella de American Apprentice (el aprendiz de América) manifestó su intención de postularse por la derecha en el inicio de la carrera a la candidatura y la gente pensó que él estaba bromeando, sin embargo, en su “campaña” arrasa.  Lo terrible es que realmente él es el candidato republicano hasta el momento.  Una encuesta reciente sugirió que el 18% de los votantes republicanos apoyan a Trump, en comparación a Scott Walker con 15% y Jeb Bush con 14%.  ¿Cómo, exactamente, ha logrado mantener a esta lunática hinchada en el candelero durante tanto tiempo?  Si me preguntas, en términos de pura notoriedad, mucho de ello se debe a su presencia en los medios de comunicación social, especialmente en Twitter. 


Hay un montón de gente famosa que hace el ridículo en Twitter y Facebook en una base bastante regular, pero Trump lo hace con tanta frecuencia y de manera tan espectacular que casi desafía la creencia.  No es nada nuevo, ha sido así durante el tiempo que ha estado Twitter, pero con estas aspiraciones presidenciales (me costó escribirlo sin reír) parece como si ha alcanzado un punto álgido.

Se ha peleado con magos (Penn Jillette), satíricos (Jon Stewart), asesores políticos (Karl Rove), compañeros de equipo (John McCain), los chinos y algunas personas que sólo un idiota delirante podría elegir para tener una pelea. Desde otro lado del argumento, no estoy seguro que sea peor que Ted Cruz, Piers Morgan y Rush Limbaugh son sus partidarios públicos de primera línea, o que le parece pensar que es una cosa buena.  El capítulo más reciente y quizá más sorprendente en esta historia se produjo el miércoles pasado cuando Trump tuiteó una imagen suya al lado de la Casa Blanca, superpuesta con la bandera estadounidense con algunas tropas marchando debajo.  ¿El problema?  Las tropas eran malditos nazis.


Ni remotamente estoy bromeando.  En una metedura de pata colosal en la que Trump ha culpado a un “young intern” (yo ni siquiera voy a tocar eso) que la imagen usada para el horrible póster de la campaña fue una fotografía de una recreación de tropas vestidas como nazis.  Como era de esperar, el golpe de vuelta fue nada menos que implacable.  Trump ahora está confirmado para la portada del 27 de julio en la edición de The New Yorker, caricaturizado tirándose un panzazo en una piscina mientras que sus rivales republicanos se ponen a cubierto.  ¿Podría ser posible que la única razón por la que él esté muy por delante en las primeras encuestas se debe a que sus travesuras son pienso de tendencia madura?



No del todo, pero juega un papel muy importante.  Vale la pena recordar que en esta etapa muy temprana en la carrera presidencial, las encuestas electorales no significan prácticamente nada.  La mayoría predicen que la rara y quisquillosa campaña de Trump arderá antes del año a medida que más votantes empiecen a tomar un interés serio en los procedimientos.  El hecho que Trump ha logrado llegar hasta aquí por avivar su cuestionable riqueza alrededor e insultar a los mexicanos, realmente sólo da testimonio de lo poco que significa el apoyo público en esta primera etapa.  Trump ha estado dando discursos en todo el país mientras otros candidatos han estado, comparativamente, menos activos, porque están ahorrando energías para cuando sea realmente importante.

Fuente: independent.co.uk


De alguna manera, Trump está haciendo un gran favor a los republicanos.  Él está fomentando algún apoyo por el momento y su compartimiento desagradable online está proporcionándole una señal de impulso que podría conducirlo a un mayor apoyo, pero una vez que el polvo se asiente, probablemente los otros candidatos se lanzarán en picado con la multitud ya caliente para ellos.  Si nada más, la popularidad de Trump prueba que incluso cuando va en contra de su propia credibilidad, teniendo una fuerte presencia en los medios de comunicación social es esencial para la cobertura de la prensa.

Callum Davies
Callum se ha graduado en la Escuela de Cine y ahora se está haciendo un nombre por sí mismo como periodista y escritor de contenido.  Sus vicios incluyen los flat whites y hip-hop de los años 90.  Síguelo  @CallumAtSMF


Traducido por: Julia de los Ríos
Escritora por vocación y amante de las redes sociales.  Julia es un mundo en una persona. Es peruano-italiana y vive en España. Ella asegura que compartiendo experiencias nos desarrollamos como personas.  Estudió negocios internacionales, disfruta de su blog personal, de viajar y de la playa.  Síguela @JuliaAtSMF

Contacta con nosotros en Twitter y Facebook o deja tu comentario abajo. Si buscas cursos de formación o gestión de medios de comunicación social – social media, visita nuestra página web para más información http://socialmediacambridge.co.uk/.

Te invitamos a revisar nuestro blog en inglés Social Media Frontiers, y también lo puedes seguir en Twitter  y Facebook.

Donald Trump – Su campaña en Twitter es un fracaso Reviewed by Julia At SMF on 11:14 Rating: 5

No comments:

All Rights Reserved by Zona Digital © 2014 - 2015
Powered By Blogger, Designed by Sweetheme

Formulario de contacto

Name

Email *

Message *

Powered by Blogger.